Acerca de la Reforma y Halloween…

Image

Este día unos celebran la Reforma, el acto de protesta contra la iglesia católica “dominante”, durante ese período de la historia, donde un sacerdote católico, llamado Martín Lutero, clavó sus noventa y cinco tesis en la puerta de la catedral de Wittenberg, en Alemania.

Cabe destacar que nunca fue intención de Lutero romper con la iglesia católica, hay pruebas de eso, y hay que decir que el contexto histórico de su protesta era la construcción de la catedral de San Pedro, para lo cual se estaban vendiendo “certificados de salvación póstumos” o indulgencias para quienes ya habían muerto, además de los excesivos impuestos con los que Roma cargaba a los estados religioso-tributarios. En ese entonces el Papa era una especie de emperador-sacerdote, una amalgama entre la política y la religión.

Es destacable lo que Lutero hizo, además de sufrir persecución política, no solo reliogiosa, tuvo el valor de enfrentar al sistema político-religioso de ese entonces, pero el mismo Lutero no cayó en la trampa de satanás, de querer ver como enemigos suyos a quienes lo perseguían y procuraban su muerte. Plasmado en su atribuído himno “Castillo fuerte es nuestro Dios” esta la frase “y si demonios mil están prontos a devorarnos, No temeremos, porque Dios sabrá cómo ampararnos.” Por demás está decir que él tenía claro que su su lucha no era contra “sangre ni carne”.

La reflexión es, sobre todo en un tiempo de muchos conflictos a causa de las diferentes cosmovisiones y puntos de vista religiosos, es que nunca debe ser motivo de lucha ni disputa con ningún ser humano, la doctrina o la religión que profesa. Justificar las guerras porque sean de “x” o “y” religión es exactamente ir contra la Cruz.

La vida en Cristo es cuestión de fe no de obras, no de esfuerzo humano. Descalificar a alguien porque en algunos puntos piensa diferente a ti o porque no es tan “maduro” como tú es, precisamente, lo que los faríseos o quienes persiguieron a Lutero hicieron.

No podemos aplicar la Reforma de Lutero a nuestro tiempo, la nuestra es otra realidad, lo que sí podemos es tomar el ejemplo de un hombre que decidió ser fiel a las Escrituras Sagradas por sobre los compromisos humanos. Sin miedo a perder la fuente terrenal de su sustento y abrigo optó por obedecer la Palabra de Dios sin hacer ninguna concesión por conveniencias personales o económicas.

Acerca de Halloween, creo que los cristianos se escandalizan demasiado por una celebración de otro país y de otra cultura, donde el punto es usar un disfraz y hacer bromas. Posiblemente no sea tu caso, pero muchos de nosotros usamos máscaras y disfraces cada día del año para ocultar quien en realidad somos, es más, no usarlos provocaría más miedo y temor que algunos que suelen usarse en Halloween.
Hay otros males en la tierra más dañinos que Halloween y que merecen nuestra atención, como el maltrato infantil, la trata de blancas, la hambruna, los conflictos armados, esos si son males nacidos en el mismo infierno.
Otra vez mi consejo es que tengas cuidado de no descalificar a alguien porque celebra Halloween o porque no lo hace. No caigas en la trampa de ver a tu hermano como tu enemigo. Si es así, quien venció ha sido satanás y sin necesidad que tú te disfraces.

Ni la Reforma ni Halloween deben ser motivo de división.


2 thoughts on “Acerca de la Reforma y Halloween…

  1. Muy de acuerdo en cuanto a que los motivos “terrenales” no deben ser motivo de división, sin embargo discrepo un poco en cuanto a Halloween. Si bien no es intrínsecamente malo el disfrazarse, el pedir dulces ni el esculpir calabazas; me parece que el motivo del corazón es el que estatal. Tal vez no de los miles de niños que van a recoger dulces y ese es su motivo. Sino el origen del “ritual” de disfrazarse de muerto. Antes tenía otro objetivo, uno que se ha suavizado con el tiempo. Todavía se hacen rituales “ocultos” ese día y hay testimonios de ex-brujos quienes dicen utilizan la fecha para tales fines… en fin se que muchos no somos “brujos” pero opino que apoyar una fiesta que trae caries, borracheras y desenfreno (y por qué no: suavizar lo satánico) sin ningún otro tipo de propósito es sino malo, simplemente contra la naturaleza misma del cristianismo.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s