Causa… efecto…

En mi post sobre los agradecimientos para el equipo del “infierno” cometí un error involuntario… pasé por alto mencionar a Alfonso López, uno de los “jueces” quien nos ayudó en el maquillaje, si recuerdas al personaje “satanás” que vestía de blando, los mechones de cabello rubio fueron artificio de Foncho… Gracias Alfonso!

Una vez Bono, el vocalista de U2 dijo que una estrella de rock con una causa era un verdadero peligro para los políticos que gobiernan a las naciones poderosas… Este día leí un reportaje de La Prensa Gráfica sobre el próximo lanzamiento del nuevo disco de U2, No Line On The Horizon, este mes de marzo… (¿Que si lo voy a comprar? Ja! Antes corría a buscarlo a las tiendas de discos, ahora, es otro cuento… pero que lo tendré lo tendré, cuándo? no se. jeje) Bueno en el reportaje, de una agencia internacional, mencionaba las anticipadas aclamaciones y alguna críticas negativas por el constante involucramiento de Bono en el activismo social, como la lucha contra el SIDA y la extrema pobreza en Africa.

Una estrella de rock con una causa… ¿Tienes causa para vivir? ¿Para qué vives? ¿Para hacer dinero nada más? ¿Cómo dice uno de mis pastores, para acumular “chunches” (cosas) que luego se consumen?

Jesús nos da una causa para vivir, no únicamente nos da la vida eterna, nos convierte en sus hijos y nos da una misión… ?Id, y haced discipulos a las naciones…” el Último Mandamiento dad0 por Dios. 

La solución a la muerte, a la decadencia moral, a la corrupción y la violencia es una sola: el reino de Dios. Por eso Jesús nos enseño a orar con prioridad en el reino: “Venga tu reino, hágase tu voluntad”… y esto es lo más difícil, aceptar a Jesús como Salvador no implica nada más que recibir su regalo de vida eterna, aceptarlo como Señor, como “kyrios”, la palabra griega usada para un gobernante, implica obediencia, sumisión. Aceptar las leyes del reino, convertirse en un ciudadano del cielo, no solo un turista, con derechos y responsabilidades que cumplir.

Causa, Reino, Jesús… 

 

Señor renuncio a mis sueños y abrazo tu causa,

derrumbo mis aspiraciones para erigir un estrado para tus pies…

Sepulto mis ilusiones para que nazca una obediencia viva a tu voluntad,

que se haga en mi vida, como se hace en los cielos

Amen!

 

Nota: Te invito a visitar el proyecto piloto de Juán423, un blogzine dirigido a personas que tengan alguna relación con el ministerio de guiar la adoración en las iglesias. El link está en el blogroll.


Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s